RESERVAR AHORA
skip to Main Content

Comienza el año forma muy, muy especial: hazle un regalo a tu perro. ¿Por qué no? La felicidad es una emoción contagiosa y los perros expresan su alegría de forma tan vivaz y efusiva que son capaces de disipar cualquier sentimiento de tristeza.

Hace unos años, se presentó un estudio en la revista Science realizada por la Universidad japonesa de Azabu, en Sagamihara. Se demostró que el circuito neuronal de perros y humanos funcionan del mismo modo, lo que significa que cuando tu perro y tú os miráis a los ojos, ambos experimentais una descarga de oxitocina similar a la de una madre y su bebé.

Es decir, ese sentimiento fuerte de amor y ternura que nos embarga cuando abrazamos a nuestros compañeros, es recíproco. Sí, ellos sienten lo mismo. Y bien, ¿a que sabiendo esto, te entran aún más ganas de hacerle un regalazo?

En Casa Albets nos gusta mucho promover todo lo dog-friendly, principalmente por dos motivos. En primer lugar, porque ofrecer facilidades para viajar y alojarse con perros, es una forma muy eficaz de luchar contra las alarmantes tasas de abandono. Por otra parte, nos encanta favorecer estos vínculos de amor interespecie y de algún modo, ayudar a que cada familia se sienta aún más unida.

Lladurs tiene rincones muy pintorescos que se pueden visitar paseando con perros. Y en las cercanías del hotel hay varias rutas por el campo para pasar una buena mañana disfrutando juntos de la naturaleza. Relativamente cerca, se encuentran varias estaciones de esquí como esta y esta, donde se puede disfrutar de una nieve esponjosa y agradable que hará las delicias de niños, perros y adultos.

Los perros no juzgan, no discriminan, no cuestionan, solo aman de forma incondicional. Por eso este año, regálale una visita a Casa Albets. ¡Os lo merecéis!

Regalo
Back To Top